Don Pepe y Franz Ulrich

Don Pepe en canal 11

Franz Ulrich llegó a Costa Rica contratado por don Chico Orlich para estar al frente de su beneficio de café y luego se metió en negocios al lado de los hombres más poderosos del partido Liberación Nacional de hace Un cuarto de siglo, hasta terminar de dueño de canal 11, con unas “jáquimas” que le heredó ni más ni menos que don Pepe Figueres.

“Conocí muy bien a Don Pepe y a Don Chico. Trabajé con ellos. Los dos eran personas muy visionarias. Eran dos tipos que veían todas las cosas de la forma más sencilla posible. Tanto que a veces la gente no les podía entender. Eran personas que sabían que dos y dos son cuatro. En cambio, ahora los políticos creen que dos y dos son cinco y medio. Eso dice cualquier político. Por eso la gente ya no les cree.

“Hay que ver cómo le creían a un don Chico todo lo que decía, y hay que ver cómo respetaban a un don Pepe. Eso ya no ocurre con ningún político. Por eso anda todo patas arriba.

“Tengo dos campañas de no votar. Voté dos veces por Carazo, la primera vez para que siguiera luchando, y la segunda vez para que fuera presidente. Es que Carazo era el niño chineado de don Chico y don Pepe. Entre los dos lo prepararon en contra de Daniel Oduber. Ni Chico ni Pepe querían a DanieL y cifraron esperanzas en que Rodrigo lo podía atajar. Incluso, en su lecho de muerte, Chico le dijo a Pepe, ‘Pepe, por favor lucha para que Daniel no sea presidente nunca’. Yo estaba ahí y lo escuché.

“Después de trabajar en café junto a don Chico, me dediqué a otras actividades.

Una vez don Pepe me llamó y me dijo que necesitaba que yo le ayudara a resolver el problema del canal 11. Ya había perdido ‘El Excelsior’, y detrás venía el canal. Acepté el reto. Cuando entré, estaba lleno de deudas. Como trabajaba con don Chico, realmente conocía a todos a quienes don Pepe les debía dinero. Negocié con todos para pagarles un porcentaje de la deuda y todos quedaron contentos. Era mejor eso que nada, y ellos sabían que ya don Pepe no pensaba pagarles. Don Pepe me dijo, ‘eso sí, le advierto que usted va a tener problemas peores que los de un político con el canal, porque todo el mundo va a llegar a pedirle de todo’. Pero no fue eso lo que me llamó la atención. Lo que impactó es que don Pepe me dijo, le hago una propuesta, lo único que me queda libre a mí es una finquita en Aserrí. Entonces, para cuando le vaya muy mal en el canal, y le quiten todo, le voy a dar mi finca, para que vea que no le estoy quitando algo por darle el canal’. Nos quedamos viendo como dos tontos, él porque me lo ofreció y yo porque no se lo acepté. Ya estaba hecho el trato, y no podía aceptarlo. Era como aceptar que estaba esperando un fracaso de mi gestión. Más bien, eso que me dijo me dio fuerzas para levantar el canal.

“Tuve canal 11 por muchos años. Lo adquirimos con todas las deudas. Era de don Pepe. Estuvo en nuestras manos desde el año 77 hasta el año 93. Fue con nosotros que se consagraron en la televisión periodistas como Manuel Emilio Morales, Renato Cajas, Isabel Ovares, Mariano Rodríguez, Mario Segura, al igual que la tía Florita, Mariana Lev, Danilo Arias, Élberth Duran y Marjorie Sibaja…”.

Extractos tomados “Conversaciones con la historia”, del periodista Camilo Rodríguez.

Comentar en Facebook

comentarios

Comentar en elespiritudel48.org